Destacado Youtube

Psicología de pareja: cómo manejar los celos




Como amante de la psicología y en especial de la relativa a la convivencia social en el ámbito laboral y doméstico, me apasionan las lecturas relativas a los problemas de parejas habituales.

El otro día hablábamos de un conflicto de responsabilidades en la pareja, con respecto a la educación de los hijos y hoy, quiero hablaros sobre otro problema de pareja recurrente, los celos.

Los celos, es considerado por muchos una enfermedad mas que un sentimiento inevitable, pero siempre que este no sobrepase los límites normales, se pueden superar en la pareja.


Lo primero que debemos detectar es el grado de celos que nuestra pareja presenta. Los celos de nuestra pareja pueden ser sexuales, que son básicamente celos hacia posibles terceras personas o sentimentales, un tipo de celos mas difícil de combatir ya que se orientan y enfocan en personas de la familia, hermanos, amigos, cuñados, etc…

¿Porqué siente celos mi pareja?
 Los celos son el detonante de una sensación de baja autoestima en la mayoría de las veces. Como comentaba antes, no siempre son sexuales y de desconfianza hacia posibles triángulos amorosos, sino que a veces, estos celos se pueden focalizar incluso en los propios hijos de la pareja.


¿Qué puedo hacer para que deje de sentir celos mi pareja?

 Lamentablemente no hay una técnica efectiva en el 100% de los casos, ya que en primera instancia, hay que evaluar el motivo de esa sensación que crea mal estar en nuestra pareja y en nosotros mismos.

Lo que si podemos hacer, es fomentar la confianza de nuestra pareja con acciones específicas. Podemos comenzar con salidas en grupo, presentaciones en nuestro entorno laboral y durante algún tiempo, no estaría demás, recordar a nuestra pareja lo importante que es para nosotros.

Esto es una carrera de fondo para tratar de cubrir las carencias afectivas que nuestra pareja ha desarrollado en forma de celos.
Esta sensación de celos, puede ser un aspecto momentáneo de nuestra relación en pareja y hay que atenderla como si de una crisis se tratase.

En aquellas parejas, cuyos celos están focalizados en miembros de la familia e incluso en los propios hijos, es mejor que un profesional que someta a terapia a las dos partes de la pareja (permíteme la obviedad).

Los celos, son muy comunes y existentes en las parejas, casi en un 95% de ellas. Estos celos son normales e incluso motivadores hasta el límite en el que empiezan a hacer daño o mella en la pareja.

La comunicación y el esfuerzo por mantener viva la llama de la pareja, evitará muchos de los problemas recurrentes.

Buen fin de semana¡¡.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja lo que se te ocurra, en breve aparecerá publicado ;-)